Sanatorio Durango: 29 de Octubre: Día Mundial del Ataque Cerebral.

Enfermedad vascular cerebral

Enfermedad donde el suministro de sangre del cerebro se ve interrumpido o alterado por daño en los vasos sanguíneos.

El 90% de los ataques cerebrales

están vinculados a 10 factores de riesgo clave.

Aquí como prevenir:

  1. Controle la presión arterial alta
  2. Haga ejercicio moderado 5 veces por semana 
  3. Consuma una dieta balanceada y sana
  4. Reduzca su colesterol
  5. Mantenga un índice de masa corporal o proporción de cintura-cadera sanos
  6. Deje de fumar y evite ser expuesto a otros fumadores
  7. Reduzca su consumo de alcohol
  8. Detecte y trate la fibrilación auricular
  9. Reducir su riesgo de diabetes también reduce su riesgo de un ataque cerebral
  10. Los niveles bajos de educación están relacionados al ataque cerebral 

¿Cuáles son las causas?

¿Cómo reconocerlo?

Debilidad facial

Aflojar un brazo o pierna

Lenguaje alterado

 

¿Qué hacer?

 

Entra en contacto 911

Acudir al hospital lo más rápido posible ya que el tratamiento debe de iniciarse antes de las 5 horas posteriores al inicio de los síntomas.

 

 

Fuentes:

  • Cantu-Brito C, et al. Door-to-door capture incident and prevalent stroke cases in Durango, Mexico: The brain attacks surveillance in Durango Study. Stroke. 2011, 42:601-606
  • Cantu-Brito C, et al. Hospitalized stroke surveillance in the community of Durango, Mexico: The brain attack surveillance in Durango Study. Stroke. 2010, 41: 878-884
  • Chiquete E, et al. Egresos por enfermedad vascular cerebral aguda en instituciones públicas del sector salud de México: Un análisis de 5.3 millones de hospitalizaciones en 2010. Rev Mex Neurocl. 2012, 13(5):252-258
  • Ruiz-Sandoval J, et al. Spontaneous intracerebral hemorrhage in Mexico: results from a Multicenter Nation wide Hospital-based registry on cerebrovascular disease (RENAMEVASC). Rev Neurol. 2011;53(12):705-712
  • Chiquete E, et al. Mortalidad por enfermedad vascular cerebral en México, 2000-2008: Una exhortación a la acción. Rev Mex Neurocl.2011;12(5):235-241